Titulares
Leyendas des Rock 2017 (julio 17, 2017 11:03 am)
Los Rebeldes (junio 11, 2017 5:17 pm)
Vuelve la leyenda (mayo 7, 2017 10:06 am)
Richard Avedon (abril 8, 2017 12:12 pm)
Nobel Dylan The times they are changing (noviembre 11, 2016 5:37 pm)
Therapy (noviembre 11, 2016 5:34 pm)
48 horas y una Luna Llena (noviembre 11, 2016 5:28 pm)

Helmut Newton

05/08/2016
Comments off
633 Views

Aptitude Digital Magazine

Transgresor y sexual, esos han sido los calificativos que más veces han aparecido asociados al trabajo del alemán Helmut Newton, el creador del porno chic, el máximo representante del vouyerismo en la fotografía.

Nació en Berlín en 1920 en una familia judía acomodada. Tras perder la empresa familiar de hebillas y botones a causa de los nazis, pasó por la Escuela Americana de Berlín, y más tarde comenzó a trabajar como aprendiz para la fotógrafa de moda Yva hasta que la amenaza de las SS le obligó a exiliarse, primero a Singapur y, después, a Australia donde residió durante diecisiete años, donde conoció a la que sería su esposa, June.

Precisamente June rememoraba en Vogue España: “Una vez le pregunté si pensaba que era un genio. Él respondió: ‘No, yo creo más bien que he recibido un regalo torcido. Veo el mundo de otro modo’ -a lo que añade- Me informó de que la fotografía siempre sería su primer amor y yo el segundo”.

Tras ese período, Newton regresó a Europa, a Londres, y con un contrato para trabajar en la edición británica de Vogue. Sin embargo, aquella colaboración no terminó de cuajar y acabó viviendo en París donde ya se ganaba la vida como fotógrafo. El estallido de la revolución sexual en los sesenta y el cambio de paradigma con respecto a la forma de relacionarse con el sexo supuso el detonante para el gran éxito de Newton como fotógrafo. En 1976 publicó su polémico libro ‘WhitWomen’ en el que recogía la vida de las prostitutas de la rue Sain-Denis, todo un hito de la época. Acusado en ocasiones de sexista, Manolo Blahnik comenta al respecto de su obra: “La estética femenina de Newton era única. Fue un hombre que fotografió a mujeres que realmente parecen mujeres”.

Polémicas al margen, de lo que no cabe duda es de que sus imágenes atemporales y su toque naturalista le convirtieron en uno de los primeros fotógrafos en reinventar a la mujer del siglo XX. “Siempre he evitado la fotografía de estudio. Una mujer no se pasa la vida sentada o posando delante de un foco blanco” confesaba.

Antes de que Tom Ford se adueñase del término, porno chic, un eufemismo más que sumar al falso correctismo de tal negocio, Helmut Newton le demostró todas sus artes. Vogue París viviría una época dorada en la juntos atraerían la controversia a la moda que aún hoy sigue latente.

La técnica de Newton era muy depurada. Elegante, en blanco y negro por lo general, con ningún retoque, apuesta por la luz natural y gusto por retratar al personaje.

Newton perdió la vida en el año 2004 cuando, al volante de su Cadillac, al salir del Hotel Chateâu Marmont de Los Ángeles, sufrió un ataque cardíaco que le hizo perder el control, probablemente por primera vez en su vida, de la máquina.

Había muerto una leyenda viva del mundo de la moda y la fotografía.

DESCÁRGATE LA REVISTA COMPLETA

BANNER_04

Comments are closed.